SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.30 issue2Public Policies For Social Inclusion of Handicapped People - Systematic Review author indexsubject indexarticles search
Home Pagealphabetic serial listing  

Services on Demand

Article

Indicators

Related links

  • On index processCited by Google
  • Have no similar articlesSimilars in SciELO
  • On index processSimilars in Google

Share


Avances en Enfermería

Print version ISSN 0121-4500

av.enferm. vol.30 no.2 Bogotá July/Dec. 2012

 

Editorial

Informe de una gestión (2008-2012)

Yaneth Mercedes Parrado Lozano*

* Decana (e) 2012, Vicedecana 2008-2012.


La profesora Raquel Natividad Pinto Afanador (QEPD) durante el periodo 2008-2012, como decana de la Facultad de Enfermería de la Universidad Nacional de Colombia, acompañada por un equipo de profesoras de alta calidad, lideró los planes de acción que marcaron el camino para el cumplimiento de la misión de la Universidad y de la Facultad. La propuesta de trabajo de su postulación, y luego como decana, se centró en la consecución de un nuevo edificio para la Facultad, para procurar así el bienestar de los estudiantes y el apoyo para la formación de enfermeras con calidad.

El primer periodo, denominado "A la vanguardia de la enfermería en Colombia", las acciones estratégicas fueron: excelencia académica, investigación y extensión con calidad, gestión eficiente y alianzas estratégicas, que articularon programas y proyectos con el medio.

Entre los logros más importantes del periodo 2008-2010, se destacan: la implementación de la reforma académica en los programas curriculares de pregrado y posgrado de la Facultad, siguiendo los lineamientos del Acuerdo 033 del 2007 del Consejo Superior Universitario (CSU); el inicio de los procesos de mejor gestión por medio del Sistema de Mejor Gestión de la Universidad Nacional de Colombia (Simege); la autoevaluación de los programas de posgrado, y la consolidación del proyecto de la biblioteca virtual de enfermería Organización Panamericana de la Salud (OPS) / Biblioteca Regional de Medicina (Bireme) con el apoyo de 52 programas de enfermería del país.

Asimismo, se llevó a cabo la planeación, la coordinación y la participación en la cátedra Manuel Ancízar "Construir paz desde la universidad", desarrollada en conjunto con las facultades de Ciencias Humanas, Derecho y el programa de Doctorado en Salud Pública; el aumento en el número de estudiantes de posgrado en un 40 %; la apertura, simultáneamente con las cohortes de posgrado de Bogotá, del programa de Maestría en Enfermería con sus cinco áreas de énfasis en la sede Manizales y en la Universidad Simón Bolívar de Barranquilla, y de la Especialización de Enfermería Materno-Perinatal con enfoque familiar en la Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia de Tunja; el fortalecimiento académicoadministrativo del área curricular de salud y seguridad en el trabajo, así como la oferta de cursos de virtuales de extensión en el área de salud ocupacional, para empresas como Zenú y el Servicio Nacional de Aprendizaje (SENA).

Se realizaron también las convocatorias para proyectos de extensión e investigación, y las publicaciones fueron apoyadas y potenciadas, al igual que el proceso de clasificación de los grupos de investigación ante el Departamento Administrativo de Ciencia, Tecnología e Innovación (Colciencias). La revista Avances en Enfermería, en categoría A2, fue indexada en Scientific Electronic Library Online (SciELO) Colombia y asumida por EBSCO, así como también la revista Comuncuidado, de los estudiantes, fue apoyada para su edición.

Además se gestionó: la dotación de la sala de videoconferencias en el edificio B2 de posgrados en enfermería, la adecuación y la dotación del aula de tecnologías de la información y la comunicación (tic), el área administrativa y el salón para los posgrados de salud y seguridad en el trabajo; se adquirió la muñeca Sakura para prácticas de simulación en el laboratorio, como parte de las inversiones de Facultad para el fortalecimiento de la formación con excelencia.

En el ámbito académico se fortalecieron las prácticas formativas del componente disciplinar profesional, mediante la organización de los siguientes procesos: diligenciamiento y firma de convenios y actas de compromiso, organización de carpetas con anexos y pólizas, establecimiento de funciones y nombramiento de coordinadores en los diferentes hospitales, formalización de las contraprestaciones y evaluación de campos de práctica y operacionalización del Acuerdo 2376 del 2010.

En relación con la internacionalización, se establecieron los procesos académico-administrativos de recepción de profesores visitantes (en este periodo se recibieron ocho profesores de prestigiosas universidades), las pasantías internacionales de los estudiantes de doctorado a diferentes universidades del mundo fueron un hecho: por primera vez se implementó la movilidad internacional de estudiantes de pregrado de nuestra Facultad, siendo las universidades receptoras la Universidad Autónoma de México Escuela de Enfermería (ENEO), y a la Universidad de São Paulo.

Por otra parte, cuatro docentes iniciaron sus estudios de doctorado; se apoyó la iniciativa de veintidós profesores para la asistencia a eventos académicos en el ámbito nacional e internacional, así como la movilidad de todas la líderes de los grupos de investigación para participar en el encuentro de grupos, permitiendo de esta manera la visibilización de la producción académica.

Durante el segundo periodo de la decanatura, identificado como "Facultad de Enfermería: ciencia y tecnología para el país", se ejecutó el plan en ocho estrategias que recogieron los objetivos propuestos por los docentes que participaron en su elaboración en los claustros de Facultad.

El eje articulador que dio continuidad a las acciones estratégicas que se iniciaron en el primer periodo y continuaron en esta segunda fase, fue el aseguramiento de la calidad de los programas de pregrado y posgrado, el fortalecimiento de las estrategias pedagógicas para una enseñanza de enfermería a la vanguardia, cualificando la investigación de calidad con visión de futuro y fortaleciendo la extensión acorde a las necesidades del país con responsabilidad social, mejoramiento del ambiente laboral y de la calidad de vida en la Facultad. La modernización del equipamiento técnico y tecnológico, la gestión de recursos y procesos, la internacionalización, la proyección y la visibilización de la práctica de enfermería sustentada en la mejor evidencia, complementaron el eje articulador.

En este segundo momento los productos fundamentales del equipo de gestión académico-administrativa estuvieron dirigidos a: elaborar el proyecto del nuevo edifico de la Facultad, el cual se entregó al Ministerio de Cultura para ser radicado en la curaduría; la autoevaluación de todos los programas curriculares de la Facultad; el trabajo continuo en el hospital universitario, donde desde varios frentes y equipos de trabajo (comisión delegataria del área de la salud, Clínica Carlos Lleras Restrepo, alianza Cafam-Clínica Santa Rosa, acuerdo de voluntades con las veintidós empresas sociales del Estado (ESE) con interventoría de la Secretaria Distrital de Salud (SDS), mesa de trabajo SDS y Ministerio de la Protección Social) se realizaron aportes y se configuró una propuesta inicial de modelo de cuidado de enfermería para el hospital universitario.

Bajo la dirección de la secretaria académica, como notaria de los procesos académicos de la Facultad, se implementó el manejo del archivo y la memoria institucional, como producto tangible en todas las dependencias, programas curriculares y oficinas anexas a esta dependencia.

Las directoras de Departamento desarrollaron su gestión en torno al manejo del personal docente y los estudiantes para el cumplimiento de los objetivos misionales, la contratación de ocasionales, monitores y el seguimiento a becarios como apoyo a la formación con calidad, concentraron la mayor parte de los procesos. Llevar a cabo el Plan de Acción de Facultad dentro de los lineamientos de una reforma académica, condujo no solo a la transformación curricular de todos los programas académicos, sino que llevó a esta a una nueva mirada de la investigación y la extensión. Este suceso de cambio académico se puede considerar como uno de los momentos históricos de la Facultad, pues esta reforma es el tercer cambio transcendental que ha tenido la Universidad en sus 150 años de historia.

Asimismo, se desarrolló un trabajo de cooperación académica con la Asociación Colombiana de Facultades de Enfermería (ACOFAEN), con la Sigma Theta Tau capítulo Upsilon NU y, de la misma forma, se continuó la colaboración con la Asociación de Enfermeras de Colombia (ANEC) y con la Asociación de Exalumnos (ADEXUN) enfermería.

A pesar de haber realizado el cambio con una interesante participación de los profesores de pregrado, posgrados, exalumnos, pensionadas, empleadores y representantes estudiantiles, la resistencia al cambio de algunos miembros de la comunidad académica estuvo presente y se manifestó en diferentes movimientos.

Es necesario reconocer que aunque existan profundas diferencias en la manera de desarrollar los procesos académicos en la Universidad, siempre existe un camino para encontrar en las diferencias el debate de las ideas y la crítica con argumentos objetivos, los cuales permiten el reconocimiento de la enfermería como una profesión con un vasto valor social y como una disciplina y ciencia en crecimiento, elementos necesarios en el desarrollo del conocimiento y la práctica en salud, y con altas posibilidades de desarrollo y liderazgo para este siglo.

En nombre del equipo agradezco a los profesores, estudiantes, personal administrativo, exalumnos y profesores pensionados por su confianza en este proyecto y el apoyo para el cumplimiento de las acciones de los planes de acción propuestos. A pesar de la tristeza por la ausencia física de Naty, hoy podemos decir que le cumplimos a la Facultad con los compromisos adquiridos, y que el equipo de gestión de estos dos periodos asumió su tarea con el mayor compromiso y entereza para culminar con la satisfacción del deber cumplido.

Como una línea continua en el tiempo, todos los procesos deben seguir, y algunos de los retos para la próxima administración se encuentran en continuar el proyecto del nuevo edificio de enfermería, el cual es hoy una realidad; desarrollar los planes de mejoramiento que se establecieron en el proceso de autoevaluación de todos los programas curriculares, y acompañar la autoevaluación, como complemento para consolidar la reforma académica; por otra parte, lograr un aumento de la planta docente, con un perfil que responda al contexto, y gestionar un examen de admisión diferencial, que permita identificar a los aspirantes con verdadera vocación por la profesión, son dos de los aspectos centrales de la formación con calidad.

Aprovecho esta oportunidad para dar la bienvenida a la nueva decana y a su equipo de gestión, quienes a partir del 15 de junio del 2012 asumieron la dirección de la Facultad, para ellas mis mejores deseos de éxito.